Se trata de San José de la Estrella, Los Quillayes y Elisa Correa, de la Línea 4, que fueron destruidas en medio de la crisis de octubre.

La empresa destacó que le faltan sólo dos estaciones para la rehabilitar la totalidad de su red.

Metro de Santiago reabrió este lunes las estaciones San José de la Estrella, Los Quillayes y Elisa Correa, pertenecientes a la Línea 4.

Las estaciones fueron abiertas tras permanecer 11 meses cerradas -debido a la vandalización de octubre- y, según la empresa, beneficiarán a cerca de 360.000 vecinos de la comuna de La Florida.

Los trabajos en las estaciones implicaron la reconstrucción de 1.300 metros cuadrados en San José de la Estrella, y 1.200 metros cuadrados de superficie en Los Quillayes y Elisa Corres, respectivamente, con reparación de accesos, boleterías, recintos técnicos, operacionales y salas administrativas.

En cuanto al funcionamiento de la estación, los ascensores aún no estarán operativos.

«Con estas tres nuevas estaciones que pondremos otra vez en servicio ya nos acercamos al final de un proceso de reconstrucción que ha sido largo y de mucho esfuerzo. Desde el comienzo los trabajadores de Metro han tenido como objetivo nítido, y gran motivación, poder devolverles a los vecinos sus estaciones», afirmó días antes de la reapertura el presidente de Metro, Louis de Grange.

Asimismo, con esta reapertura, Metro tendrá habilitadas 134 de las 136 estaciones de su red, faltando sólo Trinidad, en La Florida, y Protectora de la Infancia, en Puente Alto, ambas también de la Línea 4.

Esto se suma a la habilitación del 100 por ciento de la Línea 5 del Metro esta semana, luego que se reabrieran las últimas estaciones destruidas durante el «estallido social» de octubre.

Fuente : Cooperativa