Durante su ministerio en La Prisión Más violenta de Sudáfrica, Joanna Flandes-Thomas FUE testigo del Poder de Dios para Transformar corazones. En La desaparición de la gracia , Philip Yancey describe dicha experiencia: «Joanna comenzó a visitar a los presos todos los días, llevándoles el sencillo mensaje del evangelio de perdón y reconciliación. Se ganó la confianza de ellos, logró que hablaran de los abusos sufridos en la infancia y les dieron un camino mejor para resolver sus conflictos. Un año antes, se habían registrado 279 actos de violencia; al año siguiente, dos ».

El apóstol Pablo escribió: «si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas »(2 Corintios 5:17). Aunque quizás no siempre veamos cambios tan radicales, el poder del evangelio para transformar es lo más esperanzador del universo. Creaciones nuevas. ¡Qué concepto asombroso! La muerte de Jesús nos lanza un viaje de parecernos más Él, el cual culminará cuando lo veamos cara a cara (1 Juan 3: 1-3).

Nunca debemos perder de vista lo que una nueva vida le costó a Cristo; su muerte nos trae vida: «Al que no conoció pecado, por nosotros lo hicimos pecado, para que nosotros fuésemos hechos justicia de Dios en él» (2 Corintios 5:21).

De: Bill Crowder